Barra de Navegación

Unos apuntes sobre nuestros Fanzines 'manga' (I)


¡Fanzines! ¡Dôjinshi! Tenía pendiente esta entrada desde hace mucho, mucho tiempo. Casi desde que empecé con el blog. No sabía muy bien cómo enfocarla, puede que estuviera esperando a conocer mejor el tema e incluso me atenazaba la duda de no saber como caerían mis palabras (ni que me leyera alguien, oiga). Sí, porque no puedo hablar igual de los fanzines y sus responsables que de un producto comercial.

El caso es que con el Fin de Año a la vuelta de la esquina, me apetecía publicar algo antes de dar paso al 2016 y esa fecha límite me ha servido de excusa perfecta para apartar cualquier atisbo de presuntuosidad y dedicarme simplemente a plasmar mis impresiones. Bueno, vamos allá.


Ante todo tengo que declarar mi ignorancia e inexperiencia en el mundillo de los fanzines, no soy un lector habitual, no he estado vinculado a ninguno y apenas empecé a prestarles cierta atención desde hace un par de años. Pero a estas alturas ya tampoco soy un completo desconocedor.
Esto hace que se diluyan algunos tópicos que antes, como el común del
aficionado medio, podía tener asimilados. Básicamente que los fanzineros eran unos bichos raros y sus publicaciones no pasaban del humor, las parodias y los chibis, con un dibujo muy amateur. Lo del yaoi vendría después.

Ahora bien, esta ubicación a medias aunque no equidistante entre los que dan la espalda a los fanzines y los que están más metidos en el ajo ha hecho que me haya ido planteando algunas preguntas sobre como funciona el tema en nuestro país. Aquí hablaré de algunas ideas que pienso podrían reportar una mayor visibilidad para los fanzineros y una ampliación del público dispuesto a comprar.

La ignorancia es atrevida, así que seguramente las ideas que mencionaré, divididas en dos apartados, ya hayan sido planteadas y posiblemente llevadas a cabo. Pero como veo que en Internet, al menos en su versión pública y abierta, el mundillo del manganime en España vive una etapa de silencio casi sepulcral y desolador, he decidido compartirlas.

Comunión entre círculos

  • Lo primero que uno echa en falta a la hora de buscar información es un ente común o una web centralizada que dé cobijo a todas las publicaciones y grupos afiliados informando de las novedades y con un archivo de fanzines para consultar. Es bastante incómodo tener que ir página por página (tanto blogs como redes sociales, si es que se actualizan) a ver si tal o cual saca algo para el Salón. En este sentido Ramen Para Dos y Deculture hacen una lista con las novedades para el Salón del Manga de BCN, pero parece poco y en cualquier caso depende de la buena voluntad de estos medios. Esta web también podría servir para orientar a dibujantes curiosos, ofreciéndoles la información necesaria para participar en alguna publicación, levantar la suya propia o mismamente informar de los diferentes concursos de cómic populares que se convocan en España.
  • Otra opción atractiva aunque más complicada de cara a los eventos podría ser, emulando al célebre Comiket, distribuir un pequeño catálogo con un pequeño espacio para cada stand, algo así como un fanzine de fanzines.
  • Y por último, montar sus propios premios, con unas votaciones no necesariamente abiertas al público. ¿No os parece que sería una buena manera de mostrarle al público esa variedad que los fanzineros se esfuerzan en que sea visible? Ordenados por categorías, que si mejor comedia, drama, obra original, dibujo, edición...

Sinergias

Aquella idea tan bonita del Comiket ES, luego rebautizada como FanExpo, parece que quedó en agua de borrajas. Tenía muchas cosas interesantes, una de ellas que pretendía abarcar no solo el mundo del cómic sino también otras disciplinas.
  • Es habitual entre los fanzineros producir merchandising variado relacionado o no con lo que venden, con bastante éxito según parece. Lo que voy a plantear requiere sin duda esfuerzo y capacidad, o en su defecto buenos contactos, pero ¿Se podría dar un paso más? ¡¿Podrían los círculos empezar a producir sus 'garage kit', modelados en base a sus personajes favoritos de manganime (no necesariamente los más populares) o incluso tomando como referencia sus personajes originales?! Puede parecer la fantasía típica de un fan de Otaku no Video, pero si la gente compra llaveros ¿por qué no va a comprar una figura única de un personaje que le gusta si el precio está ajustado? No creo que fuera necesario un modelado espléndido.
  • Otra vía de ampliación que se ocurre son los videojuegos. Creo que hay géneros, muy 'japoneses', que sin necesidad de conocimientos de programación, pueden hacerse cosas muy disfrutables. Y de entrada se me ocurren las visuals novels (con contenido erótico o sin él), que obviando la música, se podría decir que solo precisan de un guionista y un dibujante. O los juegos de lucha basados en MUGEN. Seguramente ya hay una comunidad de aficionados que se dedica a estos menesteres, entonces la cuestión sería estrechar lazos con colaboraciones que retroalimenten las diferentes ramas y puedan ampliar su público habitual.
Creo que lo bueno de estas ideas es que en mayor o medida su aplicación depende de los propios fanzineros y a priori no requerirían de la creación de nuevos eventos con los quebraderos de cabeza legales y económicos que ello supone.

Antes de despedirnos, un par de aclaraciones:

1. Acerca del título, espero que se entienda su intención orientativa; para debates sobre el tema rastreen Iberomanga y esas cosas.

2. Puede que no sea muy acertado pero he decidido dejar a un lado el vasto mundo de los webcómics y hablar solo de aquellos que han dado el arriesgado paso de imprimir su obra y distribuirla físicamente.

La idea es hacer una 2ª parte mencionando ya cosas concretas, pero eso no será antes de 2016. ¡Nos vemos!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...